Sunday, 11 November 2012

ERRORES MÁS COMUNES EN LAS DIETAS DE LOS CORREDORES

-          Correr en ayunas. Es una mala práctica salir a correr en ayunas porque vaciamos las reservas de glucógeno muscular, nuestro rendimiento baja y enlentecemos la recuperación después del ejercicio

-          No tomar nada después de correr. Durante la primera hora después del ejercicio es muy importante tomar hidratos de carbono (hc) para recuperar los niveles de glucógeno y que la recuperación sea óptima

-          Exceso de proteínas en la dieta. No hace falta hacer una dieta rica en proteínas, deben seguir una dieta equilibrada potenciando los porcentajes de hidratos de carbono

-          Exceso de suplementos. Si seguimos una alimentación equilibrada, adaptada para cada corredor, no es necesario tomar suplementos proteicos ni de hc. Las consecuencias son sobrecargas hepáticas y renales

-          Consumo excesivo de agua. Después del ejercicio es muy común tomar un exceso de agua con la intención de recuperar el líquido perdido. Pero es mejor tomar pequeñas cantidades a lo largo de la primera hora que tomarse 1 litro seguido de agua tras el ejercicio. El organismo no es capaz de asimilar tal cantidad en tan poco tiempo y acaba eliminándolo por la orina

-          Reemplazar comidas por barritas de cereales y/o batidos de proteínas. Con una alimentación equilibrada y adaptada a cada corredor no es necesario el consumo de este tipo de complementos. Las barritas sustituirían a los hc (pasta, arroz, pan y patata) y las barritas a las proteínas (carnes, huevos, pescados y lácteos)