Saturday, 10 January 2015

¿Es bueno cenar fruta?



Mucha gente cuando se entera que soy nutricionista una de las primeras preguntas que me hace es si es cierto que es malo comer fruta por las noches.

Mi respuesta siempre es la misma, la fruta es mala? Todos me dicen que no. Ya tenéis la respuesta, nunca es mala siempre tomada con moderación claro, como todo…

En mi opinión la pregunta correcta debería ser, comer fruta después de las comidas es mejor que comerla antes?

Quizás esta creencia o la explicación viene porque si ingieres las frutas después de la cena estarás sumando calorías, que aunque sean mínimas, se sumarán a las consumidas durante todo el día y si estás siguiendo una dieta hipocalórica podrán hacer que te “sobrepases” ligeramente.

Además la fermentación más larga de lo habitual que se produce en el estómago cuando hacemos la digestión hace que los nutrientes tan beneficios que aporta la fruta no se absorban de igual manera que si la consumiéramos cuando no estamos haciendo la digestión.

Una solución a esto puede ser comer la fruta antes de la cena o comida.  De esta manera, tu organismo absorberá mejor esos nutrientes, conseguirás una mayor sensación de saciedad y podrás reducir el tamaño del plato principal de la cena o comida.




Nutricionalmente hablando, podríamos decir que comer fruta de noche contribuye menos a mantener la línea, que consumirla por el día. Esto se debe a que sus propiedades energéticas ayudan a acelerar el metabolismo mientras estamos en actividad, pero lo hacen trabajar con más lentitud si estamos descansando.

Beneficios que ya conocemos de las frutas son que aportan al organismo sales minerales tales como calcio, fósforo, hierro, además de vitaminas e hidratos de carbono.

otros serían:



También son antioxidantes: ayudan a mantener sana nuestra piel y evitar la formación de arrugas, y la importante cantidad de agua que contienen contribuye a la hidratación de nuestro cuerpo. 

Volviendo a la pregunta del artículo, podemos enumerar beneficios de comer fruta por la noche:

Las frutas pueden ser un aperitivo saludable antes de acostarte, sobre todo frente a otros tipos de alimentos que solemos consumir después de cenar como dulces, chocolates o frutos secos.  Las frutas están llenas de vitaminas esenciales, minerales y nutrientes que tu cuerpo necesita para funcionar al máximo, y de hecho pueden hacerte sentir más saludable.  Comer porciones regulares de frutas puede reducir el riesgo de problemas de salud graves, como cálculos renales, accidentes cerebrovasculares, enfermedades del corazón, pérdida de masa ósea, diabetes y cáncer. 


A esta pregunta la respuesta es no. Un exceso de azúcar acaba convirtiéndose en grasa y por lo tanto es mejor cenar algo ligero como verdura y pescado y luego 1 pieza de fruta.

La mayoría de las frutas son ricas en azúcar y van a aumentar tu nivel de azúcar en la sangre, lo cual puede ser un problema si tienes diabetes o pre-diabetes.  El consumo de más de tres porciones de fruta al día puede interferir si estás haciendo una dieta de adelgazamiento, sobre todo si estás comiendo demasiada fruta y no las suficientes verduras. Para quitarte el hambre, trata de limitar la fruta que comes después de la cena a media pieza.  

Después de cenar elige una fruta especialmente baja en calorías si estás tratando de perder peso. Aquí tienes una tabla con algunas de ellas:



Tabla de frutas bajas calorías
Alimento
Cantidad de calorías/100 gr.
Piña
50
Arándanos
48
Cerezas
63
Ciruela
47
Frambuesas
50
Fresas
30
Lima
30
Limón
29
Kiwi
61
Mandarina
44
Mango
65
Manzana
59
Melón
36
Naranja
49
Pera
59
Naranja
33
Sandía
31